Por segunda vez consecutiva el juez anticorrupción Elmer Contreras suspendió, por falta de notificación a uno de los investigados, el inicio de la audiencia de control de acusación en el sonado caso de la concesión del parque Puelles por 70 años a la empresa Urbi Propiedades para la construcción del Centro Comercial Real Plaza.

La primera vez fue el 4 de abril que reprogramó la audiencia para el 21 de mayo y ayer lo reprogramó para el 10 de junio a las 8.40 de la mañana. Pero antes multó a cuatro abogados de los investigados que no se presentaron a la audiencia y ordenó el envió copias certificadas a la Odecma para que investigue al especialista de audiencias por “incumplimiento de funciones”, pues por segunda vez consecutiva se presentaron deficiencias en las notificaciones a los investigados, entre los que se cuentan el exalcalde de Huánuco, Jesús “Koko” Giles Alipázaga, su teniente alcalde Clever Zevallos, sus regidores y algunos de sus funcionarios de confianza además de ejecutivos de la referida empresa. (Diario Página 3)