N O T I C I A S:

.

.

Sentencian a supuestos empresarios por estafa

07 agosto 2017

A tres años y cuatro meses de pena privativa de la libertad suspendida fueron sentenciados Carlos Jaime Carhuaricra Rojas y Wilson Nuñez Santos, supuestos empresarios que estafaron con 267 mil soles a dos mujeres, con el cuento de hacerlas empresarias de la construcción.

La estafa a Fulvia Coral Angulo y Luz Bardales Coral se inició en octubre del año 2012 cuando Carlos Carhuaricra Rojas las convenció de invertir en las obras que ejecutaba tanto en Huánuco, como en Áncash. Poco antes, las agraviadas habían recibido una fuerte suma de dinero producto de la venta de terrenos en Tarapoto, departamento de San Martín.

Para no levantar sospechas -según la denuncia- Carlos Carhuaricra les advirtió que recién en 6 meses empezarían a obtener ganancias. Asimismo las presentó a su supuesto socio Wilson Núñez Santos, quien decía ser propietario de la empresa W&W Constructores SAC., que supuestamente ejecutaba diversas obras.

Y para obtener un primer desembolso de 15 mil soles, los falsos empresarios les dijeron que debían adquirir la empresa ECOMIN SAC, convirtiéndose la agraviada Luz Bardales en gerente general.

El segundo monto que entregó dicha agraviada es de 10 mil soles que supuestamente sería invertida en la compra de madera.

Pero el monto mayor 100 000.00 soles, lo entregaría en diciembre del 2012. Dicho monto sería invertido en la ejecución de la obra “Pavimentación de la calle Leoncio Prado del distrito de Huari, Áncash”.

A su vez, Fulvia Coral hizo 4 entregas, por un monto de 67 mil soles, al mismo Carhuaricra que decía haber ganado la buena pro de obras en Puerto Inca y Áncash.

La primera agraviada entregó también la suma de 50 mil soles a Wilson Núñez para la inversión en la obra pavimentación de calles Conay, en el distrito de Santa Cruz, en Áncash.

Meses después, las agraviadas esperaban recibir sus ganancias, pero los denunciados no les daban explicación por lo que decidieron indagar sobre las obras, pero se dieron con la ingrata sorpresa que no se habían licitado las obras en las que creían haber invertido, más aún que la empresa de Wilson Núñez no ejecutaba ninguna obra.

Durante el juicio oral que culminó a fines del mes de julio, el Segundo Despacho de la Primera Fiscalía Penal demostró con diversas pruebas la responsabilidad de los denunciados, como son los informes del SEACE y de los Gobiernos Regionales de Huánuco y Ancash, entre otros, y el Juzgado terminó condenando a ambos.

La jueza del Primer Juzgado Penal Unipersonal de Huánuco, Mitzy Mazzini Ojeda, condenó a Carlos Carhuaricra y Wilson Núñez a 3 años y 4 meses de pena privativa de la libertad suspendida por años. Ambos pagarán además la suma de 15 mil soles de reparación civil y cumplirán reglas de conducta. (Diario Página 3)


Share this Article on :
 

©.-Lic. Julinho Aguirre Soto Director General.